Blogia
El Blog de Sergio del Molino

LOS SECUNDARIOS DEL ROCK: TOMMY BOLIN

LOS SECUNDARIOS DEL ROCK: TOMMY BOLIN

Mencioné de pasada unos cuantos comentarios más abajo a Tommy Bolin, y Chela (o Chelita, como firma por estos lares, como haciéndose de menos con el diminutivo, ¡con el carácter que tiene la tía!), erudita del rock and roll -pese a que a sus andalucísimos abuelos les hubiera gustado que se tirara más por la racial copla-, ha soltado un entusiasta párrafo sobre el desconocido andrógino. Por eso, inicio con él en este blog -tan poco musical hasta hoy- una galería sobre los olvidados del rock.

Tommy Bolin es un caso extraordinario. El próximo 4 de diciembre se cumplirán 30 años de su muerte por sobredosis de heroína en Miami, y el mes de agosto pasado hubiera cumplido 54 añazos. Ninguna de estas dos circunstancias es una anomalía. Ser rockero y morir con 24 años no es extraño. Lo extraordinario de Bolin va por otro lado.

Para empezar, y esto ya es grave, era el segundo estadounidense que se infiltraba en Deep Purple, una banda británica de pedigrí. Americanos con ingleses, mezcla peligrosa. Pero salió vivo de ese minúsculo choque de civilizaciones. Otra rareza de Bolin era su físico, fruto del matrimonio entre un descendiente de inmigrantes escandinavos y una mujer siria. Su presencia era algo más que un toque exótico en un mundo dominado por los WASP.

Bolin era un chaval de Iowa especialmente dotado para la música, que creció queriendo ser Elvis, pero que no pasaba de ser un camorrista y un estudiante negado. Precoz guitarrista, montó dos grupos con amigos en su pueblo natal, un agujero llamado Sioux City, hasta que, a los 15 años, como un Tom Sawyer de la era nuclear, se largó de casa -con consentimiento de papá y mamá- y recaló en Denver con su amigo Brad Miller. Allí fue donde, tras tocar por unas monedas en la puerta de los bares, tuvo su primera banda de verdad, American Standard, que tuvieron la suerte de ser contratados como grupo residente en un local llamado The Family Dog. The Family Dog era algo así como una franquicia de salas de conciertos del oeste y medio oeste norteamericanos donde, por aquellos años, a finales de los 60, tocaban The Doors, Grateful Dead, Jefferson Airplaine o Cream. En muy poco tiempo, el virtuoso Bolin había pasado de partirse los morros con el capitán del equipo de fútbol a la salida del high school de Sioux City a ser escuchado por los grandes del rock de la época.

Bolin era elegante, transmitía ingenio, era audaz musicalmente, y sobre el escenario era un monstruo escénico gracias a su peculiar y atractivo físico, muy apropiado para la estética psicodélica dominante en esos años. Pero American Standard se le quedó pequeña enseguida. Mantenía su formación en el rock clásico y, en ese tiempo, había profundizado en las raíces del blues con Otis Tylor, y había puesto un pie en el magma furioso del bebop y del jazz más desquiciado de la mano de su amigo John Faris. Fue este último quien le presentó a un matrimonio alocado, Candy y David Givens, y juntos deciden montar una banda mucho más sólida que American Standard: Zephyr.

Zephyr es la confirmación, la reválida del guitarrista en la escena nacional. En ella mezclará las heterogéneas influencias musicales de las que ha ido empapándose, se introducirá de lleno en la cultura de la droga y vivirá totalmente la experiencia del rock como estilo de vida, como se entendía poco antes de que los grandes se quedasen en la cuneta, víctimas del desfase que él descubría por entonces. Cuando abandona Zephyr, en 1971, tiene 20 años y ya es un fruto maduro dispuesto a dejarse caer sobre el suelo abonado.

Tommy Bolin se metió en la escena de lo que pronto iba a llamarse rock progresivo, que abandonaba el esquema clásico del compás de cuatro por cuatro y la estructura "Intro-A-B-A-B-Final" heredados del blues. Imitando al jazz, y con un espíritu barroquizante en el que los narcóticos y las ansias de trascendencia tuvieron mucho que ver, el rock progresivo se lanzó por caminos casi demenciales donde buscaba fundirse -y a veces confudirse- con el jazz. Experimentación y virtuosismo, esas eran las dos máximas. Y Bolin cumplía los requisitos para destacar en ese panorama.

Participó en el hoy inaudible álbum Spectrum, de Billy Cobham -una ida de pelota drogadicta, cultísima y elevadísma del que fuera miembro de la Mahavishnu Orchestra- mientras sacaba adelante su propio grupo, Energy, y aparecía en los créditos de muchos otros álbumes. Bolin siempre estaba disponible para quien le llamara. Era como un músico de estudio de lujo. Por eso, cuando Deep Purple se quedaron sin Ritchie Blackmore en 1975, le escogieron a él de entre centenares de aspirantes. Tommy Bolin estaba en la cima de su prestigio... y de su letal excursión por las más variadas sustancias. Pero aún podía aportar mucho a la música.

Con Deep Purple grabó un álbum sensacional, el Come Taste the Band (en Argentina, donde es o era costumbre traducir los títulos de los discos, este se llama Vení y probá la banda). ¡Grabar con Deep Purple! Los Purple no eran grandes, eran gigantes. Habían hecho el mejor directo de la historia del rock, habían compuesto un himno y habían sabido reinventarse a sí mismos un par de veces. En el Reino Unido, sólo Led Zeppelin les superaban. Para Bolin, aquello era, sencillamente, la hostia. Era el momento de lanzarse al estrellato, de dar el todo por el todo. Por eso, en el verano de 1975, al mismo tiempo que grababa Come Taste the Band, se metió con Teaser, el primer trabajo de la Tommy Bolin Band.

Come Taste the Band es una joya, un testamento maravilloso, un colofón genial a una trayectoria, la de Deep Purple, que ha dejado huella en la historia del rock. Es un disco loco, libre, lleno de vida, con unas incursiones funk y unos arrebatos postpsicodélicos que demuestran que Bolin lo mismo valía para un roto que para un descosido. No se echaba de menos al pesado de Blackmore, anterior guitarrista y fundador del grupo, con sus pajas mentales medievalistas y sus misterios satánicos. Come Taste the Band es divertido, bailable, lleno de humor. Era un verdadero renacimiento y una vuelta de tuerca a un sonido que parecía no dar más de sí.

Tommy Bolin, crecido, en la cresta de la ola, dando por fin todo lo que podía dar, soltando su rico y complejo bagaje sobre el escenario, pretendía seguir en Deep Purple y llevar adelante su carrera en solitario. El cielo se abría frente a él, pero la muerte le visitó en un hotel de Miami mientras giraba con su banda. Su despegue se abortó cuando empezaba a coger altura.

Curiosamente, Tommy Bolin, el último gran hallazgo del rock progresivo, murió en diciembre de 1976, unos meses antes de que The Sex Pistols lanzasen su Never Mind the Bollocks y el punk barriese de una arcada todo el legado intelectualista del mundo al que pertenecía Bolin. Tommy quedó como leyenda y no llegó a ser cubierto por el vómito de Johnny Rotten. Bolin fue el último gran héroe del rock clásico.  Con él se acabó una era.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

10 comentarios

Moises -

Tommy Bolin, uno de los mas grandes de la historia, lastima que tambiens ea uno de los grandes olvidados a la hora de ablar de guitarristas...

Lo importante, es que nos dejo su arte y sus grandes composiciones increiblemente buenas, una corta vida, y una corta carrera musical, pero muy buena y valiosa

Jose Luis -

la version de savanna woman que esta en snapshot es un insuperable trabajo de melodia , armonias y produccion GENIALES!

Jose Luis -

Tommy Bolin: un musico sin techo,un ser bonbadoso,el quizo trazar su destino , pero quizas este era su destino , SER INMORTAL !!!

Sara Lorente -

Me gusta como escribes!, te recomiendo un grupo muy, muy bueno:Mago de Oz.es muy bueno.Lo conoces, lo has escuchado?

Guiller -

Tengo el primer disco de Zephyr (Zephyr-Zephyr1969) y si sois fans de Bolin os recomiendo haceros con el urgentemente,es blues-Rock del bueno con infiltraciones en el Jazz en algunos temas,Candie Givens canta a lo Janis Joplin y tambien es muy buena,de Bolin nada que contaros que no sepais,yo os lo recomiendo encarecidamente,Saludos.

Rodrigo Palominos -

Hola Sergio,

Me encontre con tu Blog y con ésta notable bio del Gran Bolin, a quien admiro profundamente. Además vi que tenias un enlace a mi blog \"La vida Color de Rock\", en donde tambien dedico un capitulo a Tommy.

Primero gracias por el enlace y desde ya puedes considerarte linkeado en mi blog...que de música nunca es suficiente, menos aun si es de la buena.

Un abrazo y rock & Roll!

Sergio del Molino -

Gran cultura rockera la tuya, sí señor. La vida de Kossoff es paralela con la de Bolin hasta cierto punto, es un pelín más trágica. Y Carmine Appice, como secundario... más bien prota, y de los gordos, ¿no? Creo que Bolin coincidió con él en algún disco. Bueno, iremos rescatándolos del baúl poco a poco.

Samuel Casas San Miguel -

\"Randy California\" (y los SPIRIT) In Memoriam

\"Robin Trower\" (el otro dia D.Manrique lo nombro por que le que cayo en sus manos -de gratis claro, asi cualquiera- un directo reciente del power.trower)

\"Eddie Hazel\" (ya sabes) In Memoriam

\"Paul Kossoff\" (cuasi paralela vida con Bolin, y lo mismo idem Manrique, que ya tiene ya la patente merecida de old classics cuando le entra la vena)

\"Carmine Appice y Tim Bogert\"

\"Elvin Bishop\"

\"Mike Bloomfield\"

etc etc etc

Cierto segundones nada, y hasta creo que secundarios tampoco, todos han sido protagonistas, de algun modo u otro...

Sergio del Molino -

Gracias, Samuel!
De Zephyr, físicamente no, pero, ahora que los de la SGAE no miran, me bajé de la mula "Going back to Colorado", que creo que fue lo último que Bolin hizo con esta gente. Están descatalogadísimos y en España no tengo tiempo para rebuscar en los cajones de las ferias de discos, pero tengo Zephyr apuntado en mi lista para mi próxima escapada a Londres, a ver si en algún rinconcito de Camden los tienen.
Soy especialmente fan de todo el universo Purple y colecciono todos los discos de los músicos que han pasado por el grupo. Así que, aprovecho para hacer el llamamiento: si tenéis material, os lo compro. Aunque, advierto, ha de ser raro para que no lo tenga "repe". Si alguien tiene vinilos de Episode Six, la banda de Gillan antes de Purple, que me diga precio.
Tras este apartado comercial, decirte Samuel que pienso seguir con la galería de secundarios, que no segundones, del rock. Se admiten sugerencias para próximos artículos. Un saludo. Cuando pueda, te añado a la lista de links.

Samuel Casas San Miguel -

Bravo !

Alguien dice algo de este monumental Guitarrista, se nos fue pronto pero dejo su impronta...

Te recomiendo en mi blog

Ya es hora que los \"secundarios de Lujo\" sean mas conocidos por la aficion rokera española que endogamicamente no sale de sus propios mitos y leyendas

Tienes algun disco del Grupo ZEPHYR ?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres